Abra los ojos, lea los ingredientes
25 de May de 2017 masideas

UN PERRO PUEDE COMER Y ENGORDAR PERO NO ESTAR BIEN NUTRIDO

VALOR BIOLÓGICO DE LOS INGREDIENTES

Los animales comen por satisfacer sus necesidades energéticas. Cuando se les permite libre acceso a una dieta equilibrada y moderadamente palatable, la mayoría de perros consume una cantidad de alimento suficiente para satisfacer, pero sin excesos, sus demandas diarias de energía. El contenido energético de la ración procede de la cantidad de carbohidratos, grasas y proteínas. Se expresa en forma de Kcal/Kg.

La energía de los alimentos es parcialmente aprovechada. Una parte se elimina por heces y orina. La parte restante representa la energía metabolizable que permite la cobertura de las diferentes necesidades del animal (mantenimiento, gestación, lactancia y crecimiento).

La única manera fiable de medir la digestibilidad de un pienso es realizar experimentos “in vivo”, con perros acondicionados en jaulas específicas donde se sabe en todo momento lo que el perro ingiere y lo que elimina por las heces y orina. La diferencia entre lo que come y lo que expulsa por las heces, es la parte digestible de la ración. Hay técnicas de laboratorio que permiten calcular la digestibilidad de determinados nutrientes. Son técnicas muy agresivas que dan valores aproximados y normalmente superiores a los valores reales. Si se utilizan estos valores para calcular la energía metabolizable de un pienso, en lugar de los obtenidos en las aulas metabólicas, podemos estar sobrevalorando su calidad.

Por esta razón, cuando se habla de digestibilidad sin especificar la técnica por la que ha sido obtenida, posiblemente se trata de experimentos “in vitro” (realizados en Laboratorio) y no “in vivo” (realizados en jaulas metabólicas).

UN ALIMENTO TIENE MAYOR VALOR BIOLÓGICO CUANTO MÁS DIGESTIBLE Y NUTRITIVO ES

Muchas veces no saber interpretar una etiqueta puede llevarnos a un concepto erróneo a la hora de valorar la calidad de un pienso. Siempre nos fijamos en la cantidad de proteína / grasa que lleva el pienso, pero esto no es insuficiente. No debemos quedarnos ahí.

LO REALMENTE IMPORTANTE NO ES LA CANTIDAD, SINO LA CALIDAD.

Para valorar esta calidad nos basamos en la digestibilidad y valor biológico de los ingredientes, a los cuales haremos referencia más adelante.

Un organismo necesita, además de la proteína y la grasa, otros nutrientes: agua, carbohidratos, minerales y vitaminas para poder crecer, desarrollarse y mantenerse saludable.

Es necesario colocar en la etiqueta la cantidad de nutrientes que aportamos a través del pienso. Los porcentajes de nutrientes que aparecen en los análisis medios de las etiquetas, son cantidades obtenidas mediante ensayos de laboratorio y no la cantidad realmente utilizada por el animal. Por lo tanto, las cifras que aparecen en los análisis no indican necesariamente
equilibrio nutricional o calidad del producto.

¿Sabía usted que técnicamente podríamos considerar la urea dela orina como proteína y el aceite de motor de un automóvil como grasa?

Podríamos conseguir un pienso con 30% de proteína y 20 % degrasa, respaldado por análisis realizados en un laboratorio a partir de materias primas como:
1 par de almohadas de plumas. 1 par de zapatos de cuero.
1 litro de aceite de motor. 1 kilo de serrín.

POR ESTO ES MUY IMPORTANTE FIJARNOS EN LA LISTA DE INGREDIENTES

Los ingredientes son vehículos que llevan esta mezcla de nutrientes al cuerpo. Para poder incorporar dichos nutrientes es muy importante que los ingredientes estén en la cantidad correcta y sean de una elevada calidad.

Los ingredientes que intervienen en la formulación se deben mencionar en orden de mayor a menor cantidad y esto también nos da una idea de cuál es la composición del pienso. Hay dos puntos que debemos tener en cuenta:
* Se pueden identificar los ingredientes uno a uno, o bien se pueden agrupar por categorías. Cuando no interesa mencionar una determinada materia prima, si se quiere resaltar un ingrediente por ser de elevada calidad, (arroz) se nombrará de forma individual y si se quiere ocultar (trigo), se mencionará de manera genérica (cereal).
* En ocasiones se puede resaltar un determinado ingrediente, como por ejemplo el huevo, pero figurar en la lista de ingredientes en último lugar, con lo cual su repercusión es insignificante.
Para valorar la calidad de los ingredientes, debemos tener en cuenta su digestibilidad y en el caso de las proteínas y grasas es de gran importancia su valor biológico. Estos dos parámetros conjuntamente nos van a determinar la calidad nutritiva del pienso.

Utilizamos cookies de terceros en la web. Puede obtener más información sobre las cookies, o bien conocer cómo cambiar la configuración en nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies